Tratamiento para la Infección Urinaria en Mujeres u Hombres

infeccion de orina en Mujeres u Hombres

Tratamiento y medicamentos para infeccion de orina

Medicamentos para Poder Tratar la Infección Urinaria

Las infecciones urinarias son las afecciones del sistema urinario, riñones, uréteres, vejiga y uretra. Los médicos hablan de uretritis cuando la infección urinaria se limita a la uretra, de cistitis cuando el proceso infeccioso afecta a la vejiga, de uretritis cuando la infección se localiza en uno de los uréteres y pielonefritis cuando la infección afecta a uno de los riñones.

Los componentes del tracto urinario más afectados son la uretra y la vejiga (la infección urinaria más frecuente es la cistitis); sin embargo, aunque sea de una manera mucho más rara, los otros sectores del tracto urinario (los riñones y los uréteres mencionados anteriormente) también pueden estar involucrados.

Infecciones del Tracto Urinario Inferior y Superior

La pielonefritis y la ureteritis constituyen infección urinaria del tracto superior. En cambio la uretritis con la cistitis son infecciones urinarias del tracto inferior. Desde un punto de vista clínico, las infecciones del tracto urinario superior son una preocupación importante, en comparación con las infecciones del tracto urinario inferior. Esto se debe a un posible daño renal que puede resultar de una infección en los riñones o los uréteres.

Las infecciones urinarias afectan a las mujeres con mayor frecuencia especialmente entre las edades de 16 y 35 años, en este sentido  algunos estudios médicos  han demostrado que las infecciones mencionadas anteriormente son al menos 4 veces más frecuentes en mujeres de la edad mencionada, en comparación con sus pares masculinos.

En los hombres, las infecciones urinarias son un fenómeno bastante raro hasta la edad media (menos de 50-60 años); después de lo cual se vuelven mucho más frecuentes, tanto como para alcanzar casi la frecuencia en relación con el género femenino. En mujeres afectadas por infecciones urinarias recurrentes, el cumplimiento de las normas de higiene íntima es muy importante.

También te Puede Interesar  Como Curar la Mastitis en Mujeres Lactantes: Tratamiento para Mastitis

En la población joven, las infecciones en cuestión afectan al menos al 10% de los individuos; entre los niños, los más afectados son los pacientes masculinos no circuncidados menores de 3 meses, seguidos de las pacientes femeninas menores de un año.

Entre los diversos tipos de infección urinaria, la cistitis es sin duda la más extendida.

Los síntomas típicos de una infección urinaria son: disuria, ganas de orinar, dolor en la parte inferior del abdomen, necesidad de orinar con frecuencia, producción de orina fétida y turbia, y la incapacidad de vaciar la vejiga por completo.

La terapia generalmente se basa en antibióticos, cuyos métodos de administración varían según la gravedad de la infección.

 

Causas de las Infecciones Urinarias

La principal causa de las infecciones urinarias es una bacteria que normalmente vive dentro del tracto gastrointestinal, la conocida Escherichia coli.  En condiciones normales, la orina es estéril, al igual que todo el sistema urinario, excepto la parte terminal de la uretra masculina en la que hay una microflora bacteriana pequeña (e inofensiva).

Una infección urinaria se origina cuando una colonia de patógenos, generalmente bacterias, más raramente hongos y virus, invaden masivamente la uretra y, desde aquí, comienzan a elevarse hacia la vejiga y las zonas posteriores del aparato urinario.

 

¿Cuáles son los Patógenos más Comunes de las Infecciones Urinarias?

Las infecciones urinarias adquiridas en el entorno de la comunidad se deben a: la bacteria Escherichia coli (o E. coli), en 80-85% de los casos; la bacteria Staphylococcus saprophyticus, para casos entre el 5 y el 10% .Por último puede ser por un hongo o un virus.

Con respecto a las infecciones urinarias que se contagian en áreas de salud hospitalaria, la situación es muy diferente; de hecho, estas infecciones dependen de: la Escherichia coli, causante del  27%  de los casos; la bacteria Klebsiella,  con 11%; bacteria Pseudomonas 11% , aquí si participa el hongo  Candida albicans con 9% , también aparece la bacteria enterococo 7% Finalmente, bacterias y hongos diferentes a los anteriores.

 

Escherichia Coli y las  Infecciones Urinarias

La Escherichia coli es una bacteria que normalmente puebla el tracto gastrointestinal humano sin crear problemas particulares. Cualquier problema relacionado con esta bacteria surge cuando se mueve del tracto gastrointestinal  e invade lugares no adecuados para su presencia. Esto es lo que sucede, por ejemplo, durante las infecciones urinarias. Por ejemplo  se mueve desde el ano hacia la uretra cercana y desde allí sube a lo largo de las otras zonas del aparato urinario.

También te Puede Interesar  Lupus Tratamiento Farmacológico: Que es y cómo se Contrae

 

Factores Desencadenantes para las Infecciones Urinarias

Las infecciones urinarias se encuentran comúnmente en asociación con ciertas afecciones patológicas, como:

  • Diabetes, porque causa inmunosupresión
  • Tuberculosis
  • Malformaciones congénitas del tracto urinario
  • Cálculos renales y todas aquellas condiciones patológicas que, de manera similar, bloquean u obstruyen el tránsito de la orina (por ejemplo, hipertrofia prostática benigna)
  • Algunos tumores
  • SIDA, porque, como la diabetes, causa inmunosupresión
  • Algunas afecciones neurológicas, como lesiones de la médula espinal o esclerosis múltiple
  • Reflujo vesical-ureteral
  • Riñón poliquístico
  • Estrictura uretral. Es el estrechamiento anormal de la uretra

 

A qué se Debe que Las Mujeres sean Mas Propensas a las Infecciones Urinarias

La principal razón por la cual la infección urinaria es mas común en las mujeres es la uretra corta, la proximidad particular de la uretra a la región anal (esta cercanía se traduce en una mayor posibilidad de colonización del canal uretral por el gérmenes y bacterias intestinales). Otras razones pueden ser:

  • Comparando con los hombres, la ausencia de secreciones prostáticas bactericidas
  • Los traumas resultantes de las relaciones sexuales,
  • El uso de dispositivos anticonceptivos intrauterinos (espiral o diafragma) y,
  • Finalmente, el embarazo (por estasis urinaria y modificaciones anatómicas y endocrinas) a la que se asocia.

 

Síntomas de las Infecciones Urinarias

En general, todas las infecciones urinarias, (de vejiga y uretra, así como las infecciones renales y ureterales te pueden ocasionar los siguientes síntomas:

  • Impulso por ganas de orinar, pero mala eliminación de la orina
  • Necesidad de orinar con más frecuencia de lo habitual, a veces asociada con nicturia
  • Dolor o sensación de ardor al orinar (disuria)
  • Dificultad para vaciar completamente la vejiga
  • Dolor en la parte baja del abdomen
  • Producción de orina turbia, de olor desagradable y / o trazas de sangre
  • Sensación de malestar general y fatiga

Las infecciones del tracto urinario superior casi siempre aumentan estos síntomas. Así como también los síntomas pueden variar en jóvenes y viejos.

En los recién nacidos pueden causar: fiebre, hipotermia (baja temperatura), desnutrición e ictericia;

También te Puede Interesar  Tratamiento para la Escabiosis en Niños: Medicamento y Remedios para curar la Escabiosis

En los bebés pueden causar: vómitos, diarrea, fiebre y desnutrición;

En niños pueden inducir: irritabilidad, desnutrición, fiebre persistente, pérdida del control intestinal, diarrea y cambio de hábitos urinarios;

en los ancianos pueden ser responsables de: fiebre, hipotermia, pérdida de apetito, letargo y confusión.

 

Tratamiento de la Infección Urinaria en Mujeres y Hombres

El tratamiento de las infecciones urinarias difiere según su causa de origen. Si los síntomas están relacionados con una infección no asociada con ninguna patología, la terapia se basa exclusivamente en la administración de antibióticos (recuerda que las infecciones urinarias casi siempre son bacterianas).

Por el contrario, cuando la infección se determina, por ejemplo, por cálculos renales o hipertrofia prostática benigna (por lo tanto, hay una patología asociada), la terapia debe incluir no solo un tratamiento con antibióticos, sino también un tratamiento específico para el Afección patológica asociada (terapia causal).

El medico tratante te puede prescribir medicamentos para el tratamiento de la cistitis, o medicamentos para el tratamiento de la uretritis, así como también  productos farmacéuticos para el tratamiento de la pielonefritis Lithotrissia, todo dependerá del diagnóstico de tu caso en particular.

.- Para infecciones urinarias simples, unos pocos días (generalmente, alrededor de una semana) son suficientes para la terapia antibiótica oral.

.- Para infecciones recurrentes, el tratamiento con antibióticos implica varios meses (generalmente 6, pero es posible más) de una administración oral de dosis bajas.

.- Finalmente, para infecciones graves y agudas, el tratamiento antibiótico intravenoso realizado en el hospital es indispensable.

.- Para la sensación dolorosa durante la micción, los médicos podrían prescribir, además de los antibióticos, también un analgésico (por ejemplo, paracetamol).

 

Algunos consejos Dietéticos Importantes para la Infección Urinaria

El estancamiento de la orina dentro de la vejiga es un importante factor predisponente para las infecciones urinarias. Por esta razón, si crees que tienes infección de orina es muy importante que bebas mucha agua durante todo el día (se recomiendan de 2 a 3 litros), también puedes recurrir al consumo de algunos diuréticos de origen vegetal, como el diente de león, el espárrago y el hinojo.

Entre las recomendaciones dietéticas más comunes, se incluyen la exención temporal (hasta el final del tratamiento) de las bebidas con cafeína y los jugos de frutas cítricas, para evitar la irritación de la vejiga.

Puntúa este Articulo
/* */